lunes, enero 15, 2007

El despertador y yo

Semana complicada, nuestra relación no va a mejor. Sin embargo, compartimos la última conversación todas las noches. Y al día siguiente, cuando el sol todavía no ilumina el cielo completamente, a veces discutimos. No es justo, pienso yo, que después de toquetearte y meterte en mi cama, aproveches para callar y no dar ssñales de vida.

Tres veces esta semana. Jueves, viernes y domingo. Mi despertador está enfadado.

1 comentario:

Sara dijo...

Puedes darle algo de comer... como una spilas o algo por el estilo, aunque si se sigue portando mal, aménazale por sustituirle por uno nuevo.

Besos!